Botones

Del revés (Inside Out): mi opinión

22 de julio de 2015

Hoy voy a contaros muy brevemente mi opinión sobre la nueva película de Disney-Pixar de la que todo el mundo está hablando esta semana: Del revés (Inside Out). Era una película que tenía muchas ganas de ver desde hace meses. Ya os hablé de ella en diciembre del año pasado en este post y, por segunda vez, el mes pasado, en este otro post. Así que el viernes, el día de su estreno, me llevé a mi hija mayor al cine para poder disfrutarla las dos juntas.


No soy experta en cine y no me veo capaz de hacer una crítica en condiciones, pero sí os puedo decir que a mí me gustó, y que a mi hija, de 11 años (como Riley, la protagonista de la peli), también. He oído muchísimas críticas esta semana, la mayoría de ellas muy buenas, pero también otras bastante malas. Aquí os cito dos de las malas más repetidas, que quiero rebatir:

  • Que es una película que para niños mayores está muy bien, pero que los pequeños se aburren soberanamente... Bueno, pues eso dependerá del niño, digo yo. No voy a negar que un niño de 3 años no va a captar muchísimos detalles de la película (y cuando digo muchos, son muchos), pero es que eso pasa con muchísimas películas de animación, por no decir con todas (cierto es que algunas tienen más "chicha" que otras). Otra cosa es si el niño, por su edad, madurez, experiencia en el cine, etc. no sólo es capaz de aguantarla, sino de disfrutarla. Yo, personalmente, no llevé a mi hijo de 3 años a verla. Ni me lo planteé. No le veo preparado. Sin embargo, probablemente sí hubiera llevado a mi hija cuando tenía 3 años. Estoy segura de que no sólo la habría disfrutado, sino que hubiéramos tenido un interesante diálogo al finalizar la misma.
  • Que es psicología de andar por casa... Bueno, yo no soy psicóloga, pero está claro que la película ha tenido buenos asesores expertos en la materia, y que tiene una base científica. No sé los demás, pero yo no me esperaba una clase de psicología, ni de neurología, ni de ninguna otra ciencia, sino una película para todos los públicos en la que las protagonistas son las emociones (y eso fue lo que vi).

En fin, ya os digo que la mayoría de las críticas son buenas, muy buenas, y no voy a recopilarlas aquí porque la red está llena de ellas.

Yo lo que realmente considero muy positivo de esta película es que, gracias a ella, millones de niños en el mundo están acercándose al mundo emocional, hablando de emociones con naturalidad, y entendiendo que son una parte esencial del ser humano, de su personalidad y de su comportamiento. Es evidente que cada vez lo tenemos más claro (y que una película de Disney-Pixar se base en las emociones es la mejor prueba de ello), pero es algo relativamente reciente. Cuando yo era niña, no recuerdo que nadie me explicara el importante papel de las emociones en nuestra vida. Y eso, los niños de hoy en día, ya lo tendrán más que claro, habrán crecido con ello. Serán niños tecnológicos y emocionales ;-)

Uno de los principales mensajes que transmite la película es que todas las emociones son necesarias e importantes. El cambio de rol de la tristeza a lo largo de la película lo hace más que patente. Justo en el punto de la película en que se le otorga a la tristeza el lugar y reconocimiento que merece, justo en ese punto en que queda claro que la tristeza es necesaria y útil (nos alerta de que algo no va bien, de que hemos perdido algo que queríamos, de que necesitamos un cambio) una niña que estaba sentada cerca de mí en el cine dijo: "Ahora Riley necesita llorar". ¿No vale la pena sólo por eso? ¿Cuántos años hemos oído ese discurso de que no hay que llorar? Un discurso que, dicho sea de paso, han padecido más los niños que las niñas. Un discurso, afortunadamente, ya desterrado.

El otro día, pasando por la tienda Disney, me fijé que estaba repleta de artículos de la película. Sí, será muy comercial y todo lo que queráis, pero me quedé prendada de los muñequitos de los personajes. Me imagino a niños de todo el mundo jugando con ellos, inventando historias, recreando escenas de la película, y me encanta, la verdad. Los niños son sabios emocionalmente. Eso lo he aprendido día a día a medida que iba trabajando en clase con mis alumnos el Proyecto Emocionario. Y con todo lo que saben y la creatividad e imaginación que de traen de serie, pueden surgir unos juegos interesantísimos :-)

Y como ha quedado claro que todas las emociones son importantes, aquí os las presento a cada una una por separado, para los que todavía no hayáis visto la película y queráis ir entrando en materia. Por cierto, todas ellas las hemos visto en nuestro Proyecto Emocionario, así que después de cada vídeo, os enlazo a la sesión de la misma, para que veáis qué hemos aprendido de ellas y cuáles eran las experiencias de mis niños.

ALEGRÍA



Nuestra sesión de la alegría en el Proyecto Emocionario

TRISTEZA




Nuestra sesión de la tristeza en el Proyecto Emocionario

ASCO




Nuestra sesión del asco en el Proyecto Emocionario

MIEDO




Nuestra sesión del miedo en el Proyecto Emocionario

IRA




Nuestra sesión de la ira en el Proyecto Emocionario


Y, por último, unas consideraciones a tener en cuenta sobre las emociones (fuente: Sofía Carriles y Elena Trigo, psicólogas):

  • Las emociones no son malas ni buenas, son algo innato al ser humano que nos transmiten una información útil sobre lo que nos pasa y, por tanto, tenemos que acogerlas y aceptarlas. Por ejemplo, el miedo nos pone en alerta para defendernos de un posible peligro.
  • Las emociones no se explican en su totalidad por los hechos o situaciones que me suceden sino por la interpretación que yo hago de las situaciones.
  • Las emociones son, por tanto, coherentes con el pensamiento. Así como yo piense, así me siento. Si pienso "soy un inútil", es probable que me sienta triste.
  • Hay veces que las emociones son lo primero que experimentamos, por ello es necesario poder aprender de qué nos están avisando. 
  • Puedo cambiar mi conducta si consigo aceptar y regular mis emociones y los pensamientos que las producen.
  • Si consigo pararme y evaluar como un observador externo mis emociones, podré ver la situación de forma distinta, hacer respiraciones, relajarme, ver qué alternativas de conducta tengo, organizar mi plan de respuesta y no responder automáticamente.

A los que no hayáis visto todavía la película, ¡os animo a hacerlo! Y sobre todo, ¡a hablar de emociones!

13 comentarios:

  1. Ahora sí que sí que me apetece verla!! Gracias Elena!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, Eulàlia. ¡Espero que cumpla tus expectativas!
      Un abrazo.

      Eliminar
  2. Muchas gracias. Tenía ganas de verla... Pero ahora más

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias a ti también. ¡Espero que la disfrutes!

      Eliminar
  3. Una cosa que personalmente no me ha gustado de la película el aspecto extereotipado de los personajes:la alegría es delgada; viste con ropa desenfadada y de colores llamativos. Sin embargo la tristeza es bajita,rechoncha y lleva gafas. Su ropa trata de esconderla a toda costa con ese cuello alto y jersey hasta muy debajo de las rodillas.¿Qué mensaje se les da a los niños con ello? En mi opinión, que la felicidad se alcanza a través de una figura delgada, y que la gente que luce ese tipo es desde luego mucho más feliz,como el personaje. Es un detalle que no me ha gustado nada y en el que creo que se han equivocado de lleno.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola. Sí, esa es otra de las críticas a la película que ya había oído. La primera vez, me dio que pensar, pero después, tengo que decir que no estoy de acuerdo con ese razonamiento. A veces estamos tan cegados en rechazar algo (en este caso los cánones de belleza que impone la sociedad) que lo vemos por todo, aunque no haya motivo. Yo pienso lo siguiente: creo que el aspecto de los personajes tiene más que ver con los rasgos de la emoción que con otra cosa. La alegría, por ejemplo, es desbordante, contagiosa, vivaz, optimista, extrovertida. La tristeza, en cambio, es retraída, introvertida, de recogimiento hacia uno mismo. Por otro lado, ¿cómo nos vemos cuando estamos alegres y optimistas o tristes y pesimistas? Lo que vemos es reflejo de cómo pensamos y cómo nos sentimos. Así que, en ese sentido, creo que el razonamiento que planteas es un poco exagerado.
      Por otro lado, la película deja patente desde el minuto 1 que la alegría es el rasgo principal de Riley. Piensa si no destacara considerablemente entre los otros (tristeza, ira, asco y miedo). ¿Qué podríamos pensar entonces? ¿Que Riley es una niña miedosa, que entra en cólera fácilmente, triste e inconformista? No sé, que si queremos sacarle punta a todo, pues podemos hacerlo.
      Por último, y a modo totalmente personal y subjetivo, yo veo a alegría sí, alta y delgada, pero muy sencilla. Creo que el estereotipo de belleza, en este caso, lo cumple asco (pestañas largas, pelo bonito, maquillada, estilosa, presumida...), en fin, que es más claramente "la guapa". ¿Y no es eso romper roles? ¿Cómo podíamos imaginar, a priori, el asco? ¿Y qué hubiera pasado si el aspecto de la tristeza y el asco se hubieran intercambiado? Entonces sí que podríamos haber puesto el grito en el cielo, ¿no? ¡Ser bajita y rechoncha da asco! ¿Y estar triste es guay? ¿Estaríamos, entonces, ensalzando la depresión? Creo que si nos ponemos puntillosos, no acabaríamos nunca.
      No sé, respeto tu opinión y, como ya te he dicho, la primera vez que la oí, me dio que pensar. Pero creo que el aspecto de los personajes va mucho más allá y escapa al detalle que apuntas.
      Un abrazo.

      Eliminar
  4. Hola Elena, ayer fui a ver la película y tengo que decir que me encanto. Creo que puede ser un recurso muy interesante para el aula y tus reflexiones me han parecido muy interesantes. Una de las cosas que más me ha llamado la atención de la película es que las emociones de la madre son mujeres y las del padres hombres, mientras que las de Riley son de ambos sexos. ¿Sabes si hay algún motivo?

    Un abrazo y gracias por tu blog!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Podria ser una vez iniciada la pubertad, de hecho no se si el chico que se asusta al ver a riley ya las tiene todas como chicos... Seria un matiz sobre la importancia de la evolucion, de hecho se ven varios, algunos comentados en las criticas negativas...

      Eliminar
    2. Hola. Pues no sé si hay algún motivo para el sexo de las emociones. Supongo que los creadores lo tendrán más que pensado, pero lo desconozco. Quizás tenga que ver lo que comenta Hoshizora. O tal vez lo hagan para no liar. Me explico. Las protagonistas de las emociones son las de Riley, las de la niña, y son de ambos sexos. Cuando se meten en la mente de otro personaje (la madre, el padre...) quizá caracterizan sus emociones de manera muy clara (o sea, físicamente iguales a su personaje) para tener muy claro en qué mente nos encontramos. No sé si lo digo claro, jeje. Pero en la famosa conversación de la mesa de la cocina, cuando pasan constantemente de la mente de la niña, a la de la madre y a la del padre, quizás ayude que todas las emociones del padre tengan bigote, o que las de la madre se parezcan a esta.
      La verdad es que yo no me he parado a pensar en todos estos detalles que comentáis porque si nos ponemos a buscar sutilezas podríamos no acabar nunca.
      ¡Un abrazo!

      Eliminar
  5. Estoy contigo, gracias a la peli, q no es un documental d psicología, los niños y niñas pueden acercarse a y nombrar las cosas q sienten. Creo q a los docentes, además, nos puede resultar muy útil. Yo tb fui con mis hijos, d 20 y 16 años, y les gustó mucho. Saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, Cristina. Yo también creo que los docentes pueden utilizar la película como herramienta de trabajo.
      Un abrazo.

      Eliminar
  6. Estoy de acuerdo contigo en cuanto a las caracterizaciones de las emociones del padre y la madre,creo q intentan clarificar a qué personaje pertenecen.Por otro lado,yo he recomendado la pelicula a mis alumn@s de 4 años y la han entendido muy bien,solo hay que acercarla un poco a sus propias vivencias.A mí particularmente me encanta y me está resultando muy útil en el trabajo de las emociones.

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...